News
Dates
Eulbergs Identification-Service
Gimmicks
Shop
Interviews
Discography
Podcasts
Apus apus
Downloads
Links
Contact
Imprint
x

Oriole

(Oriolus oriolus)


    info


clubbingspain

Domink Eulberg es un ave rara en esto del clubbing. Rara avis es un latinajo que en el caso del alemán está más que justificado teniendo en cuenta que su ocupación preferida en reposo es el seguimiento de ciertas aves con prismáticos. Me explica ufano que la naturaleza también tiene su lado oscuro: “Cuando trabajé como guía forestal en un Parque Natural cerca de donde vivo tenía un perro con el que salía a pasear por el campo. Una tarde de repente desapareció y cuando miré al cielo pude comprobar que un águila se lo había llevado con sus garras. Un animal que con las alas extendidas hace dos metros y medio”. Después se puso a pinchar temazos en Nitsa de Barcelona mientras yo me acordaba de aquellas pobres cabritas que morían despeñadas en algún capítulo de “El hombre y la tierra”.

Su amor por la naturaleza es compatible con el techno. ¿O eso no tiene nada de extraño?

Me he criado en un espacio natural a medio camino entre Colonia y Frankfurt. En un ambiente rural muy cercano a la naturaleza en el pasé toda mi infancia coleccionando insectos y mirando pájaros. La naturaleza ruge en mi interior desde que soy muy pequeño. Cuando compongo música electrónica intento combinar ambas pasiones. Bautizo mis tracks con nombres de animales o de vegetales, de ahí el E.P. “Flora & Fauna” en Traum. Aunque suene muy pretencioso se puede decir que intento pintar retratos electroacústicos de algunas sensaciones que recojo en la naturaleza. Es normal, cada uno produce lo que lleva dentro.

Bueno y que me dice de las vibraciones de un software o una máquina, ¿permiten la reproducción de ese caudal natural al que alude?

Yo no creo que sean incompatibles. Mucha gente me argumenta lo mismo. Pero, por ejemplo, la naturaleza se basa en unos ciclos repetitivos que es lo que hace que haya primavera después del invierno. La madre naturaleza se comporta como un loop de techno. En mis tracks intento repetir esos ciclos pero con pequeñas sorpresas que también se dan en el campo y que aparecen de repente para que los humanos adoremos esos pequeños detalles que rompen, aunque sea por un momento, esa monotonía natural sin la cual, por otra parte, seríamos incapaces de vivir. Si escuchas mis tracks muy atentamente te darás cuenta que hay sonidos que surgen sólo una vez para no volver. Son pequeñas sorpresas –un chispazo, un crujido…- que no tienen continuidad, aparecen en el momento menos pensado, como ocurre en la naturaleza. Hay algunas bestias que emiten unos sonidos que funcionan en la noche como si se trataran de un sintetizador, por eso me gusta jugar con samplers de animales en mis trabajos. El croar de una rana es bastante parecido al de una 303.

De hecho el sonido de la pista de baile no es más que la llamada de la naturaleza que nos empuja a repetir una función tribal.

El primer sonido que escuchamos es el bombeo del corazón de nuestra madre. Ese ritmo es puro minimal techno. El ritmo es algo que llevamos muy interiorizados desde antes de nacer. Yo creo que el minimal techno es un estilo perfecto para reproducir el pálpito de la madre naturaleza.

A usted no le gustan los temas vocales, elemento que ni siquiera utiliza en sus temas propios o remezclas…

No, ya sufrimos demasiadas palabras en el ambiente desde el lunes al domingo… Mucho ruido de palabras vacías que no quieren decir nada y creo que con esa remesa diaria ya tenemos bastante. Nunca he estado interesado en las palabras humanas, como te he comentado antes prefiero utilizar los sonidos que provienen de los animales. Ellos siempre dan significado a lo que dicen.

Como ha comentado antes, observar pájaros es una de sus mayores aficiones. ¿Ese estado de reposo y de contemplación no está muy alejado del trasiego de una sesión a las tres de la mañana en un lugar cerrado, a oscuras y con mucho humo alrededor?

Si, es bastante diferente. Pero necesito los dos momentos. De hecho son complementarios. Incluso diría que se retroalimentan. Necesito paz después de un fin de semana de viaje por Europa –soy incapaz de comunicarme con alguien después de acabar un tema- pero también es verdad que hay algo dentro de mí que necesita salir cuando he recargado mis pilas en el campo. Cuando uno equilibra su mente y cuerpo rodeado de árboles se encuentra en el estado perfecto para empezar a producir algo propio. Empecé a producir música en 1994 como terapia para combatir esos malos momentos con la novia que conseguía olvidar delante de mi equipo. Nunca tuve ambiciones de editar música y ni mucho menos de ser la mitad de popular de lo que pueda ser ahora. Incluso tenía miedo de que algún día me reconocieran en un restaurante. Pero fíjate como es la vida de misteriosa, el año pasado saco mi primer disco y todo eso que temía se convierte en una realidad que además se mueve a gran velocidad. Ahora tengo firmados una gran cantidad de bolos hasta que se acabe el año.

Claro pero también tendría que seleccionar mejor sus amistades. Este año está incluido en el cartel de las fiestas Cocoon en Ibiza y esa no es la mejor manera de pasar desapercibido por el mundo…

Si, tienes toda la razón del mundo, pero a veces ocurren cosas que te superan y debes dejarte llevar. Fluir otro verbo importante en la naturaleza. Cuando era un niño era fan de Sven Väth y ahora es él quien se declara mi admirador. Como comprenderás yo no le puedo decir que no a todo un Sven Väth. Además van a ser ellos los que saquen mi primer álbum el año que viene en el sello del mismo nombre.

Pues hábleme del álbum entonces…

Aún no he empezado a producir porque tengo demasiado trabajo, pero creo que va a ser algo más contundente que mis maxis anteriores. Va ser muy freaky.

Y de sus sesiones que me podría explicar. ¿Sellos? ¿Productores? ¿Promos?

Pincho discos que no están editados de mis amigos como James Holden o Robag Wrhume. Otros tracks que se podrían denominar clásicos. Y sobretodo, cambio los discos de mi maleta muy a menudo porque si no me aburro. Mi manera de pinchar es física y loca.

Usted parece bastante serio.

Yo es que soy serio. Cuando pincho se me aparece el lobo que llevo dentro.

Mucha gente se ofrece a remezclar sus discos. ¿Es usted muy selectivo a la hora de acceder a que le modifiquen un track?

Si, lo soy. Digamos que no soy una persona que se deje influenciar por el nombre del remezclador. El mejor remix que me han hecho es obra de Remute que es un chico de Hamburgo bastante joven, tiene 21 años, que ha grabado con Areal y Trapez, entre otros. Cuando escuché su remezcla pensé que era bastante mejor que mi tema original.

Bueno, entonces quedamos que en el desarrollo humano la naturaleza es vital pero que la cultura también es importante, de lo contrario sería difícil de entender que un país como Alemania haya forjado tal cantidad de buenos músicos electrónicos.

Si, mi país es un Estado con un nivel económico que permite a la gente respirar cultura y pensar en ella. Sin ese desarrollo económico, ciudades como Berlín, por ejemplo, no vivirían ese estado perpetuo de agitación creativa. Pero de eso trata el progreso, ¿no?

Artikel auf clubbingspain.com